viernes, 30 de octubre de 2009

"El mariscal que vivió de prisa” de Mauricio Vargas






"El mariscal que vivió de prisa” de Mauricio Vargas es una apasionante novela histórica sobre el mariscal Antonio José de Sucre. La novela cuenta de manera apasionante la vida de este héroe de la independencia que acompañó a Bolívar en la liberación de Venezuela, la Nu
eva Granada, Ecuador, Perú y el Alto Perú- Bolivia-.

Vargas escribe con la pasión del personaje, recorriendo su infancia en su Cumana nativa, sus campos de batalla- la toma de Cartagena de Morillo, Pichincha, Ayacucho, Tarqui etc-, escritorios, caminos y sobre todo, dejándose llevar por un Sucre enigmático y susceptible de su gloria. El trabajo de Vargas, a pesar de ser una novela, reposó en datos históricos constatables en los archivos- salvo su nacimiento y el de su temporada en Trinidad- que permiten acercarse a un Sucre fantasmal, heroico y pletórico de sentimientos patrióticos. La vida del héroe de Ayacucho es la historia del desengaño, de la traición y ,sobre todo, del desagradecimiento de pueblos que no se supieron administrar su libertad.

El fin de Bolívar y de Sucre es el fin de dos hermanos de lucha que son derrotados por las circunstancias y su falta de sintonía con los pueblos que liberaron. En este novela Vargas nos muestra a un hombre desafiando su destino, preocupado de su gloria y menospreciado por su tiempo. Al final del apasionante texto, Vargas desarrolla de manera histórica las hipótesis acerca del asesinato de Sucre en la montaña de Berruecos, cerca de Pasto cuando se dirigía a Quito a reencontrarse con su esposa la Marquesa Mariana Carcelén y su hija Teresita- fallecida 2 años luego de su muerte en Quito en un espántoso accidente-. La explicación de Vargas en la que utiliza los textos históricos existentes sobre el tema demuestran como José María Obando , José Hilario López y el mismo Juan José Flores estuvieron detrás de ese crimen, con la complicidad de una clase política que detestaba a Bolívar.

Al final queda la sensación que esta muerte de Sucre, es un poco el resumen de nuestro destino como región y que nuestro presente, no es sino el reflejo de nuestro desventurado pasado.

No hay comentarios.: