miércoles, 26 de marzo de 2014

Audiencia en la Corte Suprema de Justicia para magistratura en la Corte Constitucional


Estas fueron las palabras con las que concluí mi alocución el día de ayer en la CSJ:

Represento la visión del jurista que pretende darle un nuevo aire a nuestra Corte Constitucional. La Corte Constitucional necesita nuevas miradas, que entienden el porvenir del país, pero siempre teniendo presente y no dejando al desgaire nuestra historia. Representó una visión académica y pragmática de un país que pide la oportunidad en esta ocasión para el mérito y el esfuerzo, lejos de cualquier otra mirada. Creo que el derecho constitucional no solamente debe pensarse de forma kantiana tomando en cuenta lo declarado, sino que debemos tener en la mira que el derecho al decir de Hegel es el reino de la libertad realizada. Nuestra constitución debe estar marcada en una concepción de valores compartidos y no en posturas harto artificiosas y marcadas por un individualismo rampante.

Entiendo que el derecho no es algorítmico por lo que no se pueden lograr respuestas correctas todo el tiempo. Creo, sin embargo, que el derecho aplicado con fundamento en valores de honestidad, la lealtad, la austeridad, y la imparcialidad, tiene un contenido de corrección del cual no cabe duda.

Mi maestro el Dr Fernando Hinestrosa, siendo un joven magistrado de la sala civil de esta corte indicó en la sentencia del 17 de mayo de 1968 que “La jurisprudencia tiene una misión que rebasa los marcos de la gramática y de la indagación histórica: el de lograr que el derecho viva, se remoce y se ponga a tono con la mentalidad y las urgencias del presente, por encima de la inmovilidad de los textos, que no han de tomarse para obstaculizar el progreso, sino ponerse a su servicio, permitiendo así una evolución jurídica sosegada y firme, a todas luces provechosa”. Ofrezco esa visión para la Corte constitucional.

Por último quisiera agradecer el tiempo que de forma deferente me han concedido y  hacer mías las palabras que el brillante magistrado de esta Corte Suprema de Justicia, inmolado en la toma de este palacio, Dr. Manuel Gaona Cruz, dijo sobre  la función del juez constitucional: “ Lo que la Carta le pide a la Corte es que le haga el Corte a los que violan la Carta. Lo que la Carta no le pide a la Corte es que le haga la Corte a los que violan la Carta”.



viernes, 21 de marzo de 2014

Francisco R. Barbosa Delgado. Me postulé para ser magistrado de la Corte Constitucional


Francisco Barbosa

Postule mi nombre a la Corte Suprema de Justicia para que integre una terna para ser elegido por el Senado como Magistrado de la Corte Constitucional. 
Los dejo con un resumen de mi hoja de vida.

Estado civil: Casado

Edad: 40 años

Es docente- investigador de la Universidad Externado, ex fiscal, litigante y asesor jurídico externo de varias entidades del Estado.

Es Doctor (Ph.d)- Mención très honorable- en Derecho Público de la Université de Nantes (Francia)- Becario de la Organización ALBAN de la Unión Europea para estudios doctorales y acreedor de la Beca de excelencia COLFUTURO para estudios doctorales-, Magíster en Derecho Público de la Universidad Externado de Colombia, Magister en Historia de la Pontificia Universidad Javeriana, Especialista en Regulación en Telecomunicaciones de la Universidad Externado de Colombia. Abogado de la Universidad Sergio Arboleda.


Ha sido investigador de la maison de Sciences de l'homme de Nantes ydel Laboratoire de "Droit et Changement social de la Universidad de Nantes”. Es profesor invitado de la Universidad de Nantes (Francia) y de la Universidad Andina Simón Bolívar en Ecuador. Ha sido conferencista internacional en varios países como Polonia, Portugal y Panamá. Ha escrito varios libros de derecho, entre los que se destacan, Del derecho de gentes al derecho humanitario 2013, Historia del derecho público Tomo I, 2012,  El Margen Nacional de apreciación en la libertad de expresión: Análisis del sistema europeo e interamericano de derechos humanos", Universidad Externado, 2012, “La justicia en el siglo XIX en Colombia”, 2007, “Litigio Interamericano: Perspectiva Jurídica del Sistema de Protección de la OEA”, 2002, entre otros. Fue editor del libro “Historia del derecho Público en Colombia, Vol. I” con la Universidad Externado de Colombia. Ha sido autor de una veintena de artículos sobre derecho constitucional, internacional e historia del derecho público, publicados en diversos países como Colombia, Perú, México y Francia.


En el ejercicio de su profesión fue Fiscal de la Unidad Nacional de Derechos Humanos y asesor legal externo de los Ministerios de Hacienda y Crédito Público, el de Tecnologías de la información y las Comunicaciones y el de Transporte. Fue asesor en la Personería de Bogotá. Fue coordinador de gestión de la Corporación Excelencia en la justicia y de otras entidades privadas.


Es miembro correspondiente de la Academia Colombiana de Jurisprudencia y de la Academia Colombiana de Historia.

lunes, 2 de diciembre de 2013

Francisco Barbosa, docente de la Universidad Externado invitado al Ecuador a varias Universidades y entrevistado por Radio Visión sobre la situación de DDHH en la región.



El docente- investigador Francisco Barbosa fue invitado por la Universidad de Especializaciones Espíritu Santo en Guayaquil y la Universidad Internacional de Quito ha impartir en la primera un curso en el marco de su maestría de derecho constitucional y en la segunda una conferencia sobre Libertad de expresión en el Ecuador a partir del análisis de la ley orgánica de comunicaciones.

En el curso, el profesor Barbosa abordó el nuevo constitucionalismo latinoamericano, poniendo énfasis en las ideas de diálogo de jueces y margen nacional de apreciación. En igual sentido, realizó un paralelo entre el constitucionalismo del Ecuador y el de la región.

De igual forma, el profesor Barbosa fue entrevistado en Radio visión, una de las emisoras más importantes del Ecuador por uno de los más reputados periodistas del Ecuador, Gustavo Oquendo. En la entrevista, el profesor Barbosa trató no solo asuntos relativos a la libertad de expresión en la región y en el Ecuador, sino aspectos sobre integración regional y el proceso de paz que se adelanta en Colombia. En el mismo sentido, puso énfasis en la necesidad de potencionalizar el sistema interamericano de derechos humanos, planteando la necesidad de integrar una Corte Interamericana de tiempo completo y una Comisión con funciones administrativas y no judiciales.

Este tipo de miradas conjuntas de nuestro derecho regional, le permite a nuestros países, añade el Dr. Barbosa, son necesarias para lograr comprendernos como países hermanos que somos.

Patricia, el audio de la entrevista esta en el siguiente link:


'El problema de Colombia es la complacencia de Xavier Sala- i- Martín entrevista con Héctor Sandoval Duarte

Xavier Sala-i-Martín, asesor económico en jefe del Foro Económico Mundial, advierte que a pesar de que el país tiene buenos fundamentos macroeconómicos, ha olvidado deberes para el largo plazo, como infraestructura y educación.

Más que un brillante economista —que se ha destacado en grandes organismos como el Foro Económico Mundial, el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional— y que un notable conferencista y un distinguido catedrático que ha hecho historia en grandes universidades como Columbia, Yale y Harvard, el catalán Xavier Sala-i-Martín es un estratega por naturaleza (desde muy niño leía libros de estrategia militar). También es un amante del fútbol (en particular del Barcelona Fútbol Club, equipo en el que fue jefe de la Comisión Económica y tesorero en la época de Joan Laporta).
Xala-i-Martín —actual asesor económico en jefe del Foro Económico Mundial y autor del Índice Global de Competitividad— no sólo habla de fútbol con propiedad, sino que explica la actual dinámica económica de Colombia y del mundo en la misma forma. Y es consciente de que, al igual que en el fútbol, la única manera para poder competir es haciendo cosas nuevas (uno de sus ejemplos, fue el momento en el que Pep Guardiola —entrenador del Barcelona— puso a jugar a Lionel Messi en el centro y no a la derecha, como siempre lo había hecho).
Le dijo a El Espectador, en Cartagena durante el X Congreso Nacional de Infraestructura, que aunque el país va bien en sus asuntos macroeconómicos, reformas en fundamentos como infraestructura, educación y eficiencia del sector público no pueden dejarse de lado para tener bases sólidas de mediano y largo plazo. Y en cuanto al comportamiento del mundo, resalta que los emergentes aún son más vulnerables de lo que se cree y que las peleas del sector público estadounidense se han convertido en “una vergüenza”.
Los expertos aseguran que los indicadores macroeconómicos del país avanzan bien. ¿Cómo ve la situación?
La situación económica de Colombia en estos momentos es sana. De hecho, después del susto que el mundo emergente tuvo en el primer trimestre de este año, cuando se hizo público el tapering de Estados Unidos, Colombia ha resucitado muy rápido; otros países no tanto.
Es el manejo macroeconómico, fiscal. A diferencia de lo que pasaba en otras épocas, Colombia es de los países que están bien, incluso a nivel mundial. En el ranquin de macroeconomía está por encima de muchos países europeos (está en el puesto 33 del mundo en nuestro escalafón del Foro Económico Mundial).
Por lo tanto, en temas de macroeconomía de corto plazo va bien. Lo que pasa es que uno no debe confundir el éxito económico de corto plazo con el crecimiento y la sostenibilidad de largo plazo.
La competitividad, lo que intentamos medir en el Foro Económico Mundial, tiene que ver con la competitividad de largo plazo. Por ejemplo, cuando España iba muy bien, no era la más competitiva de Europa. El país crecía, tenía una burbuja inmobiliaria. Si tú miras el índice que hacíamos en el Foro, esto no podía durar; y no duró. Colombia se puede enfrentar a un problema parecido si no arregla los fundamentos del crecimiento de largo plazo: eso quiere decir infraestructura, educación y eficiencia del sector público.
¿Podría repetirse una situación similar a la de España?
Sí, en materia de crecimiento insostenible. A nadie se le escapa que en Colombia la mayor parte de las exportaciones son mineras y por lo tanto el precio de los recursos naturales afecta mucho el crecimiento de largo plazo. Eso es un tema peligroso. Todo el mundo está viendo que el crecimiento de China ya no es del 11 ni del 12%, ni del 9 ni del 8; ya estamos debatiendo un 6% o 7%. Discutimos si el sistema financiero chino va a aguantar, si el problema de los gobiernos locales va a resistir.
China, India, Brasil y Estados Unidos siguen demandando productos naturales y produciendo más productos naturales (como el shale gas). La pregunta es: ¿Los precios de los recursos naturales van para abajo o van a seguir a este nivel? El interrogante que uno se hace es qué pasa si el precio de los recursos se divide por dos. ¿Dónde acaba Colombia? ¿Qué hace Colombia y qué exporta? La respuesta es: si no eres competitivo, nada. Lo mismo que España.
¿Qué tan competitivo es este país?
Hablo de los números y de lo que muestra el Foro: el puesto 69 es el 4,19. ¿Cuán competitiva es Colombia? Respuesta: 4,19. ¿Qué quiere decir? La casilla 69 en el mundo está al lado de Jordania y Sri Lanka. Mirando en el tiempo no se ven visados de progreso. Insisto: en tres de las grandes áreas fundamentales, Colombia está por encima de 100 (entre 140 países). Esto significa: 40 puestos por debajo de los 40 peores del mundo, o sea, a niveles africanos.
¿En qué lugar está la infraestructura?
En infraestructuras de transporte, 110 de 140. La calidad institucional de Colombia está en posición 110. Aunque se tengan grandes infraestructuras y se decida hacer cosas eficientes, sin el capital humano el capital físico no sirve para nada.
Las compañías quieren tener infraestructuras, pero también las personas que dirijan bien la economía. Acá es donde el sistema educativo es importante. Por lo tanto, estamos hablando de la intersección educación-infraestructuras-instituciones.
Otro de los puntos críticos del país es la educación en varios niveles…
La educación es importante en todos los niveles. Primero, Colombia tiene varias universidades a nivel internacional. Yo doy clase en una de las mejores universidades del mundo y atraemos estudiantes de todos los países —algunos colombianos—. Colombia es capaz de generar grandes cerebros, pero el problema es que la competitividad no viene de ellos, de estos grandes científicos, que no van a ser ministros y presidentes de compañías.
La competitividad viene del resto de la población. Las grandes ideas empresariales de los países, en un 72%, provienen de los trabajadores. Por lo tanto, para ser un país competitivo no basta con sólo educar a las élites, que acá en Colombia son bien educadas. Los grandes directores de las empresas, los ministros, tienen educación de primer nivel. Esto no te hace competitivo.
Lo que se quiere es que la gente normal, la de la calle, los niños del país, puedan competir con los chinos, con los coreanos; estos chavales que reciben una educación de primera línea y con los cuales tendrán que competir nuestros niños.
La idea es que los niños colombianos puedan competir con los chinos. Ellos están haciendo los deberes. Estos países que están haciendo los grandes cambios —Singapur, Hong Kong, Corea, China— han invertido enormes cantidades en educación, sobre todo en las mujeres.
¿La ‘bonanza’ latinoamericana está llegando a su fin?
El susto de abril de este año, Estados Unidos anuncia su tappering (la política monetaria laxa se va a acabar; sin embargo, aún no se ha acabado). El mero hecho de anunciarlo significó que la gente dijera: los tipos de interés van para arriba, EE. UU. empieza a ir bien. Por lo tanto, el dólar sube y los capitales van para allá.
Esto hunde las bolsas de todo el mundo emergente. Las tasas de crecimiento tienen un susto en el mes de abril acá en Colombia; el Producto Interno Bruto deja de crecer al 4,7%. Esto me demuestra que hay una gran vulnerabilidad del mundo emergente.
El crecimiento del mundo emergente es como si se estuviera beneficiando, primero del commodities super boom (materias primas caras) y segundo, de que el capital en Europa y en Estados Unidos sale en estado de pánico por la crisis de 2008. Está de manera temporal acá. En el momento en que se enteran de que EE. UU. se recupera, se van para allá.
El crecimiento del mundo emergente no es tan sólido como pensábamos. Aquí es donde un país, sin una sólida base competitiva, tiene que ponerse nervioso. Colombia puede estar haciendo lo mismo que hizo España. Todo el boom de la burbuja española se podía haber aprovechado para hacer reformas educativas e infraestructuras serias y no dilapidar dinero en aeropuertos que no sirvieron.
El problema de Colombia es la complacencia. El hecho de que te vaya bien no te está llevando a hacer los deberes. No puedes hacer los deberes sólo cuando estás contra la pared. ¿Por qué Colombia está muy bien ahora a nivel macroeconómico? Porque ha sufrido bastante en el pasado. No se puede aprender sólo de cuando las cosas están mal. Cuando las cosas van mal, las reformas hacen sufrir más.
Lo que se necesita es hacerlo cuando las cosas van bien. Lo que se está viendo en Colombia es que en esta época de bonanza no se están haciendo los deberes. Por lo tanto, a lo que bajen los precios de las materias primas, Colombia tiene un problema.
Es preocupante decir que nos dedicamos a la complacencia, pero sin hacer los deberes…
Es preocupante, pero es lo que está pasando. Si miras el índice del Foro Económico, ninguno de los tres grandes factores ha subido. El único que mejora es la macroeconomía.
Explicaba una simulación y pongo en mi computador: ¿Qué pasaría si Colombia tuviera las mejores infraestructuras del continente (infraestructura de Panamá o Barbados), la educación de estos dos países y factores institucionales de Barbados? Automáticamente salta 33 posiciones. Pasa del 69 al puesto 36. En lugar de que tus vecinos sean Sri Lanka o Ruanda, pueden serlo España o Italia, o Chile. No es descabellado. No hay razones para que Colombia no tenga uno de los mejores sistemas educativos de América Latina.
Yendo al otro lado del Atlántico, ¿hacia dónde va Europa?
Europa tiene un problema: el agregado está creciendo, la media está creciendo. La media es como si tú pones los pies en el microondas y la cabeza en el refrigerador; la temperatura media del cuerpo es correcta, pero el cuerpo está muerto.
Y en Europa pasa esto. Una parte está creciendo mucho, que es el norte, pero el sur es un desastre. En promedio estamos creciendo 0 o a 0,1%. Y Europa está mal porque el sistema financiero no ha arreglado sus problemas, a diferencia del americano. Es decir, se ha hecho un gran rescate bancario que ha costado a los contribuyentes decenas de millones de euros con el objetivo de que fluyera el crédito. Pero el crédito no ha fluido.
¿Han servido de algo los rescates financieros?
No han sido nada efectivos. En España no hay crédito a las empresas, pero sí existe para el gobierno. Hay un déficit público brutal y los bancos están prestando al gobierno. Por lo tanto, no hay inversión, no hay consumo. No hay crecimiento. Lo único positivo en España son las exportaciones, que están concentradas en muy pocas empresas. Sin embargo, no se ha ampliado la base de compañías exportadoras.
¿Qué tan preocupados hay que seguir por Estados Unidos?
Estados Unidos tiene otro problema y es que es un poco esquizofrénico. Hizo una gran reforma bancaria —los bancos están más saneados que los europeos—, las empresas hicieron grandes ajustes en endeudamiento y esto ha sido positivo. Son compañías innovadoras, flexibles.
El gran problema que tiene Estados Unidos es público. El Congreso y el gobierno son incapaces de ponerse de acuerdo para reducir el déficit. Vamos espectáculo tras espectáculo (peleas del ‘Obamacare’, fiscal cliff y demás).
El sector público norteamericano es un drama y una vergüenza. Silicon Valley y sus innovadores hacen grandes trabajos, pero con un gobierno ineficiente como ese no van a salir tampoco.
La deuda es brutalmente alta, junto a un déficit que no se puede cerrar y se proyecta hasta el infinito en el horizonte y no da visos de arreglarse. Otra incertidumbre es Janet Yellen. Para algunos del sistema financiero, es una paloma muy débil. Desde lo académico es impecable.
¿Y hacia dónde va China con sus reformas económicas?
El crecimiento chino basado en la inversión y la exportación ha llegado a su fin. Los chinos han sido incapaces de sustituir ese modelo con un aumento del consumo interno. El nuevo presidente cuando fue elegido dijo que su nueva política económica sería intentar cambiar el modelo. Está por verse si las reformas tienen éxito.

domingo, 10 de noviembre de 2013

Gran discurso de Rafael Correa sobre la crisis económica de Europa y el rol de Latinoamerica

Muy interesante el discurso de Rafael Correa, presidente de Ecuador en Cadiz al final del año 2012 explicando la crisis económica europea y el rol de Latinoamerica y Europa frente a las duras situaciones que se viven actualmente. De igual forma, denuncia el vergonzoso laudo del CIADI que benefició a la OXY contra Ecuador. Gran intervención de Correa.


sábado, 9 de noviembre de 2013

Columna de Paul Krugman en el NY times sobre la degradación de la deuda de Francia a AA+ (8 nov. 2013)



Interesante columna de Paul Krugman sobre la decisión de Standars and Poors de disminuir la calificación de la deuda de Francia. Una nueva prueba de la torpeza de la sostenibilidad fiscal que por estas tierras se constitucionalizó.


Ideological Ratings


Standars and Poors has downgraded France. What does this tell us?
The answer is, not much about France. It can’t be overemphasized that the rating agencies have no, repeat no, special information about national solvency — especially for big countries like France. Does S&P have inside knowledge of the state of French finances? No. Does it have a better macroeconomic model than, say, the IMF — or for that matter just about any one of the men and women sitting in this IMF conference room with me? You have to be kidding.
So what’s this about? I think it’s useful to compare IMF projections for France with those for another country that has been getting nice words from the raters lately, the UK. The charts below are from the WEO database — real numbers through 2012, IMF projections up to 2018.
First, real GDP per capita:
So France has done better than the UK so far, and the IMF expects that advantage to persist.
Next, debt relative to GDP:
France is slightly less indebted, and the IMF expects this difference to widen a bit.
So why is France getting downgraded? Because, S&P says, it hasn’t carried out the reforms that will enhance its medium-term growth prospects. What does that mean?
OK, another dirty little secret. What do we know — really know — about which economic reforms will generate growth, and how much growth they’ll generate? The answer is, not much! People at places like the European Commission talk with great confidence about structural reform and the wonderful things it does, but there’s very little clear evidence to support that confidence. Does anyone really know that Hollande’s policies will mean growth that is x.x percent — or more likely, 0.x percent — slower than it would be if Olli Rehn were put in control? No.
So, again, where is this coming from?
I’m sorry, but I think that when S&P complains about lack of reform, it’s actually complaining that Hollande is raising, not cutting taxes on the wealthy, and in general isn’t free-market enough to satisfy the Davos set. Remember that a couple of months ago Olli Rehn dismissed France’s fiscal restraint — which has actually been exemplary — because the French, unacceptably, are raising taxes rather than slashing the safety net.
So just as the austerity drive isn’t really about fiscal responsibility, the push for “structural reform” isn’t really about growth; in both cases, it’s mainly about dismantling the welfare state.
S&P may not be participating in this game in a fully conscious way; when you move in those circles, things that in fact nobody knows become part of what everyone knows. But don’t take this downgrade as a demonstration that something is really rotten in the state of France. It’s much more about ideology than about defensible economic analysis.

jueves, 31 de octubre de 2013


Auschwitz y Birkenau: La congoja del alma, II parte

Me levanté a las 7 :00 de la mañana. Tomé un jugo de naranja y me serví un cereal en el Hostal “Sky Hostel” en la Dunajewskiego, 6. Salí de nuevo a esa Cracovia que me había mostrado su mejor rostro, pero que dentro de unas horas me mostraría una de las caras más horrendas que el hombre ha producido en la historia. Recorrí de nuevo la Plaza Rynek Glówny, la calle Florianska, bordeé el protector parque Planty con sus solitarios bancos que trajo a mi memoria el Lezama de Buenos Aires, el de Sabato, el mío, ahíto de gatos y de mil recuerdos.
Caminé varios minutos por las calles de una Cracovia ausente y me dirigí a la calle Straszewkiego donde tomé una camioneta con 6 personas que, como yo, se dirigían a los campos de concentración nazi de Auschwitz y Birkenau. Fueron 60 kilómetros de imágenes reales- puesto que en la camioneta proyectaron un filme sobre el holocausto que en Polonia causó 6 millones de muertos y en Auschwitz y Birkenau fueron casi 2 millones- e imaginarias por qué recorrieron en mi cabeza las imágenes, las lecturas, y los filmes que había leído y visto en los últimos años de mi vida.
Las palabras de Primo Levi, de Kertész, de Simone Veil y las imágenes de Lanzmann en "Shoah" recorrían mi cabeza. Luego las até con el discurso de los derechos humanos que se ha desarrollado en el mundo luego de la segunda guerra mundial. Me hice muchas preguntas en el recorrido, mientras una voz en “off” en ingles nos decía que estábamos a punto de llegar al museo del campo de concentración de Auschwitz en donde estaríamos 1 hora y media con una guía y luego partiríamos al campo de concentración de Birkenau, campo del terror, donde desembarcaban los trenes que llegaron de diferentes puntos de Europa con hombres, mujeres y niños que fueron asesinados por la maldad humana, liderada por el pueblo alemán.
Entré al campo principal. El silencio era acogedor. La guía hablaba. El sol era radiante. Un lindo día, después de todo, pensé para mis adentros. A la entrada del campo, los músicos detenidos recibían a los nuevos prisioneros. La orden de los nazis era que nunca faltara la música….Serpenteamos el campo ingresando en varios edificios de ladrillo brillante- los mismos de los filmes pensé-, dentro de ellos, testimonios del horror del hacinamiento, de la muerte, del dolor. El campo fue adecuado para el terror, decía la guía- luego de una visita de Himmler, jefe de la SS que ordenó la construcción de Birkenau- 175 de Hectáreas- a 3 kilómetros de Auschwitz, que se convirtió en un anexo del terror. El sabía asesinar en masa, era un antiguo criador de pollos….
Dentro de los edificios las imágenes eran dicientes. Hombres, mujeres y niños murieron allí, sus fotos lo atestiguan. En los bloques 1-10 se encuentran los dormitorios de las mujeres. En el bloque 4 se hallan los tarros de gas Zyklon B utilizados por los nazis en el campo y 7 toneladas de pelo de los prisioneros que fueron encontrados por las tropas soviéticas en el año 1945. En el bloque 5 se hallan miles de gafas, de muletas, prótesis y zapatos de adultos y de niños. Los bloques 10 y 11 son los del terror. Sede de la administración del campo, en el se encuentra los calabozos donde se aplicaban torturas y las penas de muerte por sofocación o por hambre. Entré allí, y al empezar a bajar al sótano, sentí un dolor en el cuello y subí en el acto para tomar aire. Entrar allí, es bajar al mismísimo infierno.
Al salir, el sol iluminaba. Me preguntaba, si Dios existía. Enarqué mis cejas y miré el cielo, viré a la izquierda y me encontré con un explanada de alambres de púas y letrero que decía en alemán “halte”. Continuamos el camino, recorrimos con la guía el hospital de experimentos del Dr. Mengele. Siguieron otros bloques, para llegar a la Cámara de gas del Campo. No fue destruida por los nazis, como ocurrió en Birkenau, porque les sirvió de protección por los bombardeos de los aliados en la guerra. En síntesis, allí mataron y allí se escondieron. La observé de lejos, y ingresé. Pensar que 340 personas eran gaseadas diariamente me sobrecogió. Sus cenizas fueron usadas para engrase en diversas actividades del campo.
La guía polaca terminó con un par de frases su sentida narración y nos encaminamos a la camioneta para dirigirnos a Birkenau, el segundo campo- lugar de destino final de los detenidos-. Mi corazón estaba encogido. Tomé un par de notas, sobre todo, las palabras de la entrada de ese primer campo “Arbeit Macht Frei”- el trabajo te hace libre-. Al llegar, se entra por la parte de atrás del campo, dos grandes chimeneas y rezagos de construcción, evidencian las cámaras de gas que utilizaron los nazis para exterminar lo seres humanos que llegaron allí. Un monumento en muchos idiomas en homenaje a las víctimas:
“ Que ce lieu où les nazis ont assassiné un millon et demi d’hommes, de femmes et d’enfants, en majorité des juifs de divers pays d’Europe, soit á jamais pour l’Humanité un cri de désespoir et d’avertissement”.
"Que este lugar donde los nazis asesinaron un millón y medio de hombres. mujeres y niños en su mayoría judios de diversos países de Europa, sean para siempre para la humanidad un grito de desespero y de advertencia"
Caminé unos 7 minutos, hasta el puerto final de los prisioneros, lugar en donde la carrilera termina y donde miles de ellos descendieron luego de recorrer en algunos casos más 2400 kilómetros en vagones herméticamente sellados. Los Kapos escogían quien trabajaba y quien moría. Los niños eran enviados sistemáticamente a las cámaras. Generalmente los enviaban cantando. Las cámaras en aquella época se escondían detrás de un tupido bosque. Aún hoy si se cierran lo ojos se oyen los cánticos. Se oyen los niños.
Pensar que más de 100,000 personas vivieron en permanencia en ese campo, estremece el alma. La insalubridad era tal que los soldados alemanes no entraban en contacto con los prisioneros y nombraban otros prisioneros para tener interlocución. Este campo era una maquina de matar. Cuanta maldad, cuanto esfuerzo para matar pensé. Muchas preguntas vinieron a mi cabeza: ¿ Quien mantenía las carrileras, los trenes? ¿Quien los conducia? ¿Cómo esta maquina de complicidad criminal existió sin freno alguno?. Recordé el libro de “Jonattan Littel “Les bienveillantes”, Folio, 2006 que leí hace un par de años en donde se mostraba como la cultura y el conocimiento ni siquiera sirven de freno contra la insania, la maldad y la demencia.
Al fondo se percibe la entrada a la estación del tren. Miré al horizonte, miré de soslayo la carrilera. La guía terminó. Yo, al menos me voy-pensé- otros se quedaron para siempre.

lunes, 25 de febrero de 2013

Para mis estudiantes del curso de Comunidad

Para mis alumnos de Comunidad, la sentencia que leeremos será: T-02 del 8 de mayo de 1992. mp. Alejandro Martínez Caballero.